De la dieselización a la hibridación

Los que ya peinamos canas (o peor aún, nos hemos hecho donantes de pelo), seguro que recordamos aquella campaña que lanzó Citroën hace unos años, protagonizada por Guillermo Summers e Ignacio Salas, en la cual ensalzaban un tipo de combustible que hasta entonces no estaba tan evolucionado ni era tan común como lo es hoy en día: el diésel.

Esta campaña, que contaba con un lema muy pegadizo utilizando un ingenioso juego de palabras (“diésel gustazo, diéselo”), y sumado a unas campañas de descuentos muy jugosas, hizo que en España el mercado del automóvil diera un giro radical de 180º.

Sigue leyendo

Anuncios